Black Weekend Deal
-50%
All Plans
Video translation workspace
Multilingual player with subtitles
Fast and reliable video hosting
Promotion ends in
0
Days
:
0
Hours
:
0
Minutes
Use code
BFCM2020
at checkout
Black Weekend Deal:
-50% All Plans
Use code
BFCM2020
at checkout

¿Qué son las estructuras químicas gigantes? Propiedades de la materia | Química | FuseSchool

Aprende los conceptos básicos sobre las diferencias entre las distintas estructuras químicas, incluidas las estructuras covalentes gigantes, iónicas gigantes y metálicas. Existen numerosos materiales y sustancias que poseen estructuras químicas gigantes. Algunas son comunes: como los granos de arena en la playa; los microprocesadores de los ordenadores; el grafito de los lápices, el óxido de magnesio que se encuentra en el cemento de los edificios; la sal que ponemos en la comida; los metales que se encuentran en casi todas partes; y la piedra preciosa de diamante. Estas sustancias son muy diferentes y esto se debe a los enlaces y a la disposición de los átomos o iones químicos. La arena, el grafito y el diamante son ejemplos de estructuras covalentes gigantes. El enlace entre los átomos es covalente, pero la disposición de los átomos puede ser diferente. La arena contiene átomos de silicio unidos de forma covalente a átomos de oxígeno. Tiene cuatro átomos de oxígeno unidos en una disposición tetraédrica alrededor de cada átomo de silicio. El diamante tiene una estructura muy similar a la arena, donde todos los átomos de carbono están unidos por enlaces covalentes en una disposición tetraédrica. En el grafito, los átomos de carbono están unidos en láminas hexagonales y tienen fuerzas intermoleculares que mantienen juntas las láminas. Todos los átomos están unidos químicamente por enlaces covalentes en arena, diamante y grafito, por lo que estos materiales tienen puntos de fusión muy altos porque se requiere mucha energía para romper los enlaces entre los átomos. Son sustancias muy duras. El diamante es una de las sustancias más duras del mundo, pero el grafito es bastante blando. Estas capas se desprenden cuando los lápices dejan una marca en el papel porque las fuerzas que mantienen juntas las capas son intermoleculares y bastante débiles. Así, cuando escribes con un lápiz, en realidad transfieres hojas de carbón. La estructura de estos materiales también determina su conductividad eléctrica. El diamante no conduce electricidad, porque sus electrones están atrapados en enlaces covalentes; mientras que el grafito contiene electrones libres y, por tanto, puede conducirla. El silicio se encuentra en semiconductores y mediante la adición de otros elementos, llamados "dopaje", permite la conducción parcial, que tiene aplicaciones en informática. La sal de mesa (cloruro de sodio) y el óxido de magnesio son ejemplos de redes iónicas gigantes. Los enlaces iónicos se forman cuando un metal reacciona con un no metal. Los metales forman iones positivos; los no metales forman iones negativos. Los enlaces iónicos son las fuerzas electrostáticas de atracción entre estos iones con carga opuesta. Las estructuras iónicas gigantes también tienen puntos de fusión excepcionalmente altos, porque las interacciones electrostáticas entre los iones son muy fuertes. Las redes iónicas gigantes, cuando están en estado sólido, no conducen electricidad porque sus iones están fijos en la red. Esta estructura de red se pierde cuando el sólido se derrite, libera iones que luego conducen electricidad. Las estructuras gigantes finales que tratamos en este vídeo son metales. Todos ellos comparten la misma estructura, por lo que los electrones de las capas externas de los átomos metálicos pueden moverse libremente. El enlace metálico es una fuerza de atracción entre estos electrones libres y los iones metálicos cargados positivamente. Los enlaces metálicos son fuertes, por lo que los metales mantienen una estructura regular y generalmente tienen altos puntos de fusión y ebullición. Además de esto, los metales también tienen otras propiedades comunes; Conducen calor y electricidad debido a la capacidad de movimiento de los electrones libres. Los electrones libres también permiten que los iones metálicos se deslicen unos sobre otros, por lo que se pueden deformar; a esto se le llama "maleabilidad". La facilidad con la que se puede estirar un metal para formar cables depende de su ductilidad. Haz clic aquí para ver más videos: https://alugha.com/FuseSchool ÚNETE a nuestra plataforma en www.fuseschool.org Twitter: https://twitter.com/fuseSchool Accede a una experiencia de aprendizaje más intensa en la plataforma y aplicación Fuse School: www.fuseschool.org Facebook: http://www.facebook.com/fuseschool Este recurso educativo abierto es gratuito, bajo licencia Creative Commons: Reconocimiento-No comercial CC BY-NC (Ver escritura de licencia: http://creativecommons.org/licenses/by-nc/4.0/). Se permite descargar el vídeo para fines educativos sin fines de lucro. Si quieres modificar el vídeo, contáctanos: info@fuseschool.org

LicenseCreative Commons Attribution-NonCommercial

More videos by this producer